Sandía de 2 maneras: Agua de sandía & Polos de sandía

La sandía es una fruta que no falta en verano, sobre todo por estas latitudes. Lo que ocurre a veces (al menos a mí) es que ya no sabemos qué hacer con la enorme sandía que hay en la nevera, o nos apetece cambiar y tomarla de otras maneras. Estas 2 recetas son muy facilitas y divertidas para el verano. Mi favorita es la primera, súper refrescante y deliciosa para los calores del verano.


*Agua de sandía*


En una jarra de 1 litro, triturar bien la pulpa de 2/3 de sandía, añadir el zumo de 1 lima y rellenar el resto con agua fría. Después meter y en la nevera y servir cuando queramos, mejor con cubitos.


*Polos de sandía*


Triturar la pulpa de 2/3 de sandía (no hace falta que esté muy líquida). En un cazo, hervir un vaso de agua (se le puede poner un poco de azúcar, pero a mi me gusta más sin). Apagar y añadir albahaca al gusto (o menta, o perejil). Mezclar con la sandía, echar en el recipiente para polos y congelar.




Y si os van los cócteles, no olvidéis mirar esta receta de margaritas de sandía.


Espero que os gusten...  :)  ¡Feliz fin de semana!

***

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada